jueves, 19 de diciembre de 2013

DUNCAN DHU



Corría el año 1984 y tres muchachos de San Sebastián unidos bajo el nombre de Duncan Dhu rompieron las listas del éxito, su estilo encuadrado en un pop-rock con toques de rockabilly, cosa que a mí siempre me despisto, porque yo relacionaba el rockabilly con grupos estilo Stray Cats. 
Su trayectoria se prolongo con varios vaivenes, a lo largo de 20 años, quedándose en el camino su batería original Juan Ramón Viles. Disuelto el grupo cada componente, Mikel Erentxun; guitarra, voz y Diego Vasallo, bajo, armónica, voz, emprendieron carreras separadas, con mayor o menor fortuna, hasta que hace un par de años decidieron reunirse, otra vez y volver a los escenarios, para presentar su nuevo disco “1”. Dejando al lado las nostalgias, es agradable volver a ver a grupos que presentan y proponen sencillez y naturalidad, alejados del “falso esplendor” que rodean a un gran número de grupos que copan las listas de éxito tanto comerciales como, cada día del menos, llamado independiente.
Acompañados por una banda de lujo, con un sonido exquisito, al que sin duda ayudo el recinto, y una puesta en escena impecable, sencilla, pero visualmente muy agradable, consiguieron que esos temas, muchos de ellos ya auténticos clásicos, sonaran con fuerza, pletóricos, apoyados por un público que coreo, bailo y disfruto con una banda, que al margen de cuestiones alimenticias, da gusto ver que vuelve a viajar por las carreteras.
Dejo en este enlace la crónica realizada por Roberto Terne para el Norte de Castilla y en este otro una entrevista aparecida unos días antes realizada a Mikel Erentxun.










































  • Si te han gustado estas fotografías, no dudes es suscribirte al blog
  • 3 comentarios:

    1. Se escribe Mikel Erentxun, te has comido la n del final :)

      ResponderEliminar
    2. De nada, ¡gracias a ti por contarlo y por las fotos!

      ResponderEliminar

    Un poco más de mi...


    Translate

    contador